• Missatge del Papa


    "El mal s’escamparà tant, que l’amor de molts es refredarà"
  • DIA DE HISPANOAMÈRICA 2018


    Esglèsies joves, alegria i esperança
  • JOVES I MISSIÓ


    “Escoltar als joves i fer-los protagonistes” Francesc
  • Guia Compartir la Missió 2018


    Propostes de voluntariat missioner per joves
  • TROBADA MISSIONERA DE JOVES 2018


    6 al 8 d’abril, El Escorial, Madrid
  • ANIMACIÓ MISSIONERA


    Recursos per l’animació missionera de joves
  • SUPERGESTO


    Revista missionera pels joves

martes, 22 de octubre de 2013

Y AHORA QUÉ?

Acabamos de celebrar la Jornada del Domund, bajo el lema de fe y caridad -dones que todo misionero ha de tener-, y podemos caer en la tentación de pensar que "hasta el año que viene". Nos iría bien recordar que de los 7.000 millones de personas que pueblan el planeta, el 47% se encuentra en los llamados territorios de misión, la financiación de estos pueblos depende de los donativos recogidos en el día del Domund, que posteriormente, el Fondo de Solidaridad -institución del gobierno de la Iglesia- bajo el auspicio del Papa Francisco, se encargará de repartir equitativamente por los territorios más necesitados. Por este motivo no nos está permitido a los católicos acordarnos solamente un día al año de los hombres y mujeres que han puesto "la mano en el arado y no han vuelto la vista atrás", es nuestra la obligación de tenerles presentes diariamente en nuestra oración personal y colaborar materialmente en cuanto nos sea posible. Acordémonos de las palabras del Papa emérito Benedicto XVI: "El impulso misionero es una señal clara de la madurez de una comunidad eclesial".